Tu carrito

No hay productos en tu carrito

¿Pilas usadas?...A nuestras sucursales

En la era de lo virtual, todo son pilas y baterías. Están por todas partes: en los controles de televisión, en los relojes, en los sensores de los coches, en aparatos electrónicos y mucho más. Lo que no todos saben es que las pilas son una amenaza para el medio ambiente, por dentro contienen metales pesados como mercurio, cadmio y litio. Estos metales son súper tóxicos y contaminantes para el medio ambiente y para los seres vivos.


Cuando una pila va a la basura…

Si una pila acaba en el basurero, pueden suceder varias cosas. Pero una cosa es segura: va a contaminar muchísimo. La primera opción es que pase mucho tiempo sobre la tierra y los metales pesados que contiene se filtren en el suelo. La segunda opción es que acabe en contacto con el agua, en este caso, puede contaminar hasta 350,000 litros de agua (que es más o menos lo que contiene una alberca olímpica). La tercera opción es que la pila sea incinerada junto con la basura del vertedero y entonces lo que ocurre es que las sustancias tóxicas pasen a la atmósfera, contaminen y agraven el efecto invernadero. Y, por si todo esto fuera poco, una pila puede tardar en degradarse hasta 500 años.

Evitarlo a toda costa

Una cosa es segura: jamás debemos echar las pilas a la basura. Pero, además, tenemos que asegurarnos de que lleguen a lugares donde serán recicladas de la forma correcta. Nuestro primer consejo es que tengas identificado todo lo que usa pilas en tu casa para evitar tirarlos con todo y las pilas dentro. Por ejemplo, a los juguetes, controles y electrónicos, quítales las pilas antes de tirarlos a la basura. Nuestro segundo consejo es que tengas un mini centro de acopio de pilas en tu casa, donde puedas acumular las pilas que ya no sirven. Y lo tercero (pero no menos importante) es que lleves todas esas pilas a un centro de reciclaje.

¡Ya recibimos pilas usadas en todas nuestras sucursales!

En Estado Natural realmente queremos poner nuestro granito de arena en el cuidado del medio ambiente. Y como las pilas son una fuente horrible de contaminación, decidimos poner un contenedor en cada una de nuestras sucursales para que puedas dejar todas tus pilas cuando ya no sirven. Nosotros nos hacemos cargo de lo demás y nos aseguramos de que se reciclen adecuadamente. Así que, en tu próxima visita a Estado Natural puedes traer todas las que tienes guardadas. Y, si no las guardas, ¡empieza a hacerlo! Y cuando nos traigas tus pilas para reciclar, qué mejor que aprovechar el viaje y llenar tu despensa con los mejores ingredientes naturales.

¡Te esperamos con tus pilas!

Empty content. Please select category to preview

x
x